Lince Ibérico

Lince Ibérico en el campo
  • Nombre Cient√≠fico: LYNX PARDINUS
  • Clasificaci√≥n: Mam√≠feros
  • Longitud: hasta 110 cm
  • Peso: hasta 15 kg
  • Alimentaci√≥n: Carn√≠voro
  • Reproducci√≥n: Viv√≠paro

El lince ibérico (Lynx pardinus) es una suerte de mamífero carnívoro de la familia Felidae, endémico de la península ibérica.
En dos mil trece se calculaba que solo quedaban 2 poblaciones en¬†Andaluc√≠a¬†apartadas entre s√≠ con un total de algo m√°s de trescientos individuos en incremento, m√°s otra en los¬†Montes de Toledo¬†de unos 15 individuos y por este motivo escasamente viable, lo que lo transforma en la especie de felinos m√°s conminada del planeta. En el a√Īo dos mil dieciocho se estim√≥ una poblaci√≥n de seiscientos 86 ejemplares en libertad distribuidos primordialmente por Andaluc√≠a (en¬†Parque Nacional y Natural de Do√Īana, en¬†Sierra de And√ļjar,¬†Parque natural de la Sierra de Carde√Īa y Montoro¬†en C√≥rdoba y¬†Sierra de Cazorla), en Castilla-La M√°cula (en los¬†Montes de Toledo), Extremadura y Portugal (Parque natural del Val del Guadiana).‚Äč
Asimismo semejan haber comenzado a repoblar en la provincia de Alicante, donde no se divisaban ejemplares desde la década de mil novecientos cincuenta-sesenta. Asimismo se han divisado ejemplares en el Altiplano de Yecla-Jumilla, Zona de Murcia.

Hábitat de el Lince Ibérico

El lince ibérico es un estricto especialista en alimentación; El conejo europeo ( Oryctolagus cuniculus ) representa el 80-99% de su dieta. El lince ibérico también es un especialista en hábitat que se reproduce solo en matorrales mediterráneos que contienen densas poblaciones de conejos. Las densidades umbral de conejo para la reproducción del lince son 4.5 ind./ha durante el pico de población anual y 1.0 ind./ha durante el valle anual. Los territorios productivos de reproducción también contienen una alta densidad de ecotonos de matorral y pasto que favorecen tanto las condiciones ecológicas para los conejos como una estructura adecuada para la caza del lince. Otros elementos esenciales del hábitat incluyen las cavidades naturales que se utilizan como guaridas natales. Por otro lado, los paisajes forestales, tierras de cultivo u otras tierras abiertas desprovistas de arbustos nativos rara vez son utilizados por el lince residente, pero ocasionalmente los subadultos lo usan durante la dispersión natal.

Lynx pardinus en la monta√Īa

¬ŅQu√© poblaci√≥n existe del¬†Lynx pardinus?

La extensa encuesta de Guzm√°n, llevado a cabo principalmente durante 2001, arroj√≥ una estimaci√≥n de 26-31 territorios de reproducci√≥n que podr√≠a corresponder a un m√°ximo de 62 individuos maduros. Seg√ļn las estimaciones producidas en el marco de los sucesivos proyectos de conservaci√≥n de la Naturaleza de la Uni√≥n Europea, el tama√Īo de la poblaci√≥n se triplic√≥ de 52 individuos maduros en 2002 a 156 en 2012.

Localización geográfica del Lince Ibérico

El lince ib√©rico est√° restringido a dos regiones separadas del suroeste de Espa√Īa, a saber, el este de Sierra Morena y las llanuras costeras al oeste del bajo Guadalquivir. Estas subpoblaciones aisladas han sido nombradas por Sim√≥n como And√ļjar-Carde√Īa y Do√Īana-Aljarafe, respectivamente. Se est√°n fundando dos nuevos n√ļcleos a trav√©s de la reintroducci√≥n a 30 km al suroeste (Guadalmellato) y al noreste (Guarrizas), respectivamente, de la subpoblaci√≥n existente de Sierra Morena, y conten√≠an algunas hembras reproductoras en 2012 (Sim√≥n 2013). Se est√°n preparando cinco sitios adicionales en cuatro regiones espa√Īolas (Andaluc√≠a, Castilla-La Mancha, Extremadura, Murcia) y Portugal para la reintroducci√≥n; El primer lanzamiento en Portugal se produjo a finales de 2014.

Mapa de rango geográfico para el Lince Ibérico

¬ŅPor Qu√© el¬†Lynx pardinus est√° en peligro de extinci√≥n?

Despu√©s de seis d√©cadas de disminuci√≥n y contracci√≥n pronunciada del rango, entre 2002 y 2012 el tama√Īo de la poblaci√≥n del lince ib√©rico aument√≥ continuamente a 156 individuos maduros en las dos subpoblaciones silvestres restantes. Asimismo, el √°rea de ocupaci√≥n experiment√≥ un aumento de tres veces para llegar a 1.040 km 2 . Una subpoblaci√≥n contiene el 68% de todos los individuos maduros. Doce individuos maduros sobreviven en dos localidades adicionales donde actualmente se est√°n realizando reintroducciones. Como resultado del aumento del tama√Īo de la poblaci√≥n, el lince ib√©rico ya no califica para el estado en peligro cr√≠tico y, por lo tanto, se enumera como en peligro bajo el criterio D. El estado mejorado de esta especie se debe a las acciones intensivas de conservaci√≥n en curso.

Las proyecciones demogr√°ficas detalladas sugieren que la expansi√≥n futura del rango y el aumento de la poblaci√≥n dependen de reintroducciones continuas. En ausencia de reintroducciones, una disminuci√≥n marcada volver√≠a a ocurrir r√°pidamente y se predice que la extinci√≥n ocurrir√° dentro de los 35 a√Īos. Las principales amenazas futuras incluyen la incertidumbre sobre la identidad y la intensidad de los impulsores ambientales de la presa del lince en las regiones donde los esfuerzos de conservaci√≥n se concentran actualmente, y la incertidumbre sobre la idoneidad de estas regiones para el lince bajo el cambio clim√°tico futuro.

Durante el siglo XX, la caza y la captura fueron las principales fuentes de mortalidad asociadas con el control de depredadores y la explotaci√≥n de conejos salvajes. Mientras que la importancia de este factor como amenaza para el lince ib√©rico ha disminuido, durante los √ļltimos a√Īos se ha disparado o atrapado a algunos linces con trampas ilegales. Las bajas en carretera generalmente producen varias p√©rdidas cada a√Īo, ya que la longitud de las carreteras pavimentadas o ensanchadas, as√≠ como las cargas de tr√°fico promedio, han aumentado significativamente en y alrededor de las √°reas de lince.

La homogeneizaci√≥n de los paisajes culturales en mosaico debido a la intensificaci√≥n agr√≠cola y silv√≠cola durante el siglo XX posiblemente contribuy√≥ al declive del lince. Las tendencias continuas de abandono de la ganader√≠a marginal y la p√©rdida de la caza menor, a veces seguidas de forestaci√≥n, reducen a√ļn m√°s la cantidad de h√°bitat potencialmente adecuado para la reintroducci√≥n. Sin usos viables de la tierra, el mantenimiento de paisajes de mosaicos adecuados para el lince ib√©rico requerir√≠a una gesti√≥n intensiva duradera y costosa. Incluso en paisajes con una estructura adecuada y sujetos a un manejo de conservaci√≥n intensivo, la abundancia de conejos exhibe una gran variabilidad temporal estrechamente rastreada por la probabilidad de reproducci√≥n del lince.

El tama√Īo efectivo de la poblaci√≥n no excede los 25 por cada subpoblaci√≥n aislada, anunciando nuevas p√©rdidas de diversidad gen√©tica y acumulaci√≥n de endogamia por deriva gen√©tica. De hecho, el peque√Īo tama√Īo de la poblaci√≥n persistente durante generaciones de linces, especialmente en las tierras bajas de la regi√≥n de Do√Īana, ha producido signos de deterioro tanto demogr√°fico como gen√©tico, incluidas las proporciones de sexo sesgadas, la disminuci√≥n de la edad de adquisici√≥n del territorio y el tama√Īo de la camada, y una mayor mortalidad debido a la enfermedad. y otras causas naturales. La disminuci√≥n del rendimiento demogr√°fico y gen√©tico podr√≠a interactuar positivamente en forma de v√≥rtice de extinci√≥n.

Como una manifestaci√≥n del cambio global, la propagaci√≥n asistida por humanos de enfermedades virulentas que afectan a conejos europeos tuvo efectos catastr√≥ficos en las poblaciones de lince ib√©rico en el pasado. Aunque los conejos eventualmente podr√≠an desarrollar resistencia, las enfermedades virales siguen siendo una amenaza recurrente ya que la llegada de nuevas cepas puede causar nuevamente una depresi√≥n duradera de la disponibilidad de alimentos para el lince ib√©rico. Adem√°s, el linaje de conejos prevalente en el sudoeste de Iberia, donde tienen lugar la repoblaci√≥n de conejos y otras medidas de conservaci√≥n, podr√≠a ser m√°s vulnerable a la enfermedad hemorr√°gica del conejo (RHD) que el linaje del noreste. Por ejemplo, se ha atribuido a una nueva cepa RHD la disminuci√≥n anual de la productividad del 62% (n√ļmero promedio de gatitos por hembra territorial) en la subpoblaci√≥n And√ļjar-Carde√Īa. Del mismo modo, las enfermedades que afectan a los felinos tambi√©n se propagan, a veces con la ayuda de mascotas no controladas que se vuelven salvajes o visitan √°reas de lince de pueblos cercanos. Por ejemplo, en 2007 un brote de leucemia felina mat√≥ a una fracci√≥n sustancial de lince en Do√Īana. Finalmente, los modelos detallados que combinan el nicho ecol√≥gico y la din√°mica de la metapoblaci√≥n muestran que, sin una intervenci√≥n intensiva, el cambio clim√°tico disminuir√° r√°pidamente las poblaciones de linces y probablemente conducir√° a la extinci√≥n del lince ib√©rico en 35 a√Īos.

Primer plano del Lince Ibérico

Medidas de conservación

Las acciones de conservaci√≥n realizadas durante la √ļltima d√©cada han sido revisadas por Ferreras, Palomares y especialmente Sim√≥n

El objetivo principal del manejo del h√°bitat es aumentar la densidad de presas. El manejo de alimentos incluye la suplementaci√≥n de conejos dentro de recintos y el aumento de las poblaciones de conejos salvajes. Los intentos de aumentar el n√ļmero de conejos se llevan a cabo b√°sicamente mediante el reabastecimiento dentro o fuera de recintos a prueba de depredadores, pero tambi√©n adquiriendo derechos de caza de conejos o mejorando los pastos y el refugio para conejos salvajes. Se proporcionan otros recursos importantes para el lince que pueden ser escasos en algunas localidades, como las cavidades que se pueden usar como guaridas de cr√≠a o manchas artificiales de agua. El manejo se aplica a sitios donde la calidad de h√°bitat sub√≥ptima puede impedir el asentamiento de subadultos nacidos cerca.

Aunque la caza o la captura podr√≠a no ser un factor de mortalidad tan importante como lo era en el pasado, las √°reas de lince son monitoreadas regularmente para detectar trampas ilegales. Se han implementado medidas para calmar el tr√°fico y algunas instalaciones de cruce, especialmente en los puntos negros de las carreteras. Las campa√Īas de sensibilizaci√≥n realizadas sistem√°ticamente en las √°reas de lince y sus alrededores, as√≠ como en los sitios de reintroducci√≥n, advierten sobre los efectos dr√°sticos de la caza furtiva en poblaciones peque√Īas e informan sobre los beneficios de conservaci√≥n y los servicios de los ecosistemas asociados con la preservaci√≥n del lince ib√©rico. Los programas de educaci√≥n paralela se dirigen a las escuelas y al p√ļblico en general, que tambi√©n pueden participar como voluntarios.

Varias ONG y administraciones p√ļblicas adquieren derechos sobre usos espec√≠ficos de la tierra, o ayudan a los propietarios a mantener sus propiedades compatibles con la conservaci√≥n del lince ib√©rico compensando las p√©rdidas econ√≥micas en que incurren los propietarios como resultado de acciones de conservaci√≥n.

Algunos linces adultos han sido trasladados para aliviar los efectos de la endogamia en la subpoblaci√≥n de Do√Īana. Se han trasladado individuos salvajes adicionales a unos 30 km de distancia como fundadores de dos intentos de reintroducci√≥n en curso en Sierra Morena. Algunas personas nacidas en cautiverio tambi√©n se han utilizado en reintroducciones, despu√©s de los primeros nacimientos del programa de cr√≠a en cautividad en 2005. Hasta la fecha lo ex situEl programa de conservaci√≥n para el lince ib√©rico ha producido m√°s de 270 individuos y, a medida que se construye la poblaci√≥n cautiva, se espera que los animales nacidos en cautiverio se usen regularmente para la reintroducci√≥n (Programa de conservaci√≥n ex situ del lince ib√©rico 2014). Los modelos recientes muestran que, para ser efectivas, las reintroducciones deben tener en cuenta los efectos conjuntos del cambio clim√°tico, la abundancia de presas y la conectividad del h√°bitat.

El lince ib√©rico est√° totalmente protegido en Espa√Īa y Portugal, incluido en el Ap√©ndice I de la CITES, y en el Ap√©ndice II del Convenio de Berna, y en los Anexos II * y IV de la Directiva de la UE sobre h√°bitats y especies.

Acciones futuras

Se pueden prever dos vías principales para la conservación del lince, a saber, la consolidación de las poblaciones existentes y la recolonización, ya sea natural o asistida. Se ha sugerido que el

manejo intensivo continuo, principalmente en forma de mejora del h√°bitat y aumento de la densidad de presas, resiste los efectos progresivos de un v√≥rtice de extinci√≥n cuyos s√≠ntomas se pueden notar al menos en el Poblaci√≥n de Do√Īana. Otros componentes del manejo intensivo incluyen la reducci√≥n de las tasas de mortalidad por accidentes de tr√°nsito o manejo de juegos, y la prevenci√≥n de brotes de enfermedades transmitidas por animales dom√©sticos o reservorios de vida silvestre.

La recolonizaci√≥n natural requiere aumentar las posibilidades de que los flotadores sobrevivan y se establezcan en grandes √°reas que rodean los n√ļcleos ocupados. Estas √°reas pueden ser demasiado grandes para que el manejo intensivo basado en especies sea una opci√≥n, pero podr√≠a considerarse un cambio hacia un manejo m√°s suave basado en √°reas. Dicha gesti√≥n podr√≠a incluir incentivos fiscales para la gesti√≥n de peque√Īos juegos, transporte reducido, desarrollos industriales o urbanos, aplicaci√≥n de regulaciones sobre control de depredadores y campa√Īas de concientizaci√≥n dirigidas a la poblaci√≥n local.

Con respecto a la recolonizaci√≥n asistida, hasta ahora el lince salvaje constitu√≠a el grueso de los fundadores de las poblaciones reintroducidas. La extracci√≥n continua de lince salvaje podr√≠a no ser sostenible a largo plazo si se apunta a la consolidaci√≥n de los n√ļcleos existentes y si las extracciones reducen las posibilidades de colonizaci√≥n natural por el exceso de dispersi√≥n del lince. Las personas producidas por el programa de cr√≠a en cautividad pueden aumentar progresivamente su proporci√≥n en los grupos de fundadores. Esto puede ir acompa√Īado de una mejora en el rendimiento (supervivencia y, finalmente, reproducci√≥n) de individuos criados en cautividad liberados, tal vez cri√°ndolos en condiciones seminaturales. El dise√Īo de la composici√≥n gen√©tica de los fundadores deber√≠a aliviar la diversidad gen√©tica marcadamente baja de las poblaciones silvestres. La selecci√≥n adaptativa de nuevos sitios de reintroducci√≥n tambi√©n debe considerar la idoneidad ecol√≥gica actual y pronosticada.